Blog sobre la Gestión de TI

En este blog encontrarás información relevante acerca de temas relacionados con las soluciones de ManageEngine y TI. Es un medio importante para estar actualizado y encontrar respuestas a preguntas frecuentes.
Tamaño de fuente: +

Asset Management & CMDB – La célula madre de la productividad en las organizaciones

Asset Management & CMDB – La célula madre de la productividad en las organizaciones

La eficacia y la eficiencia de las organizaciones depende del correcto manejo de sus activos, en especial aquellos que sirven para prestar servicio al cliente o que son vitales para el funcionamiento del negocio. ITIL reconoce expresamente el valor de los activos para la gestión del servicio de TI, expandiendo el alcance a la gestión de configuraciones apoyándose en la CMDB.

La gestión de activos e inventario es la base para una gestión exitosa de la configuración, su propósito es gestionar datos de inventario y activos de la empresa de forma centralizada, en este caso, la CMDB. Todos los recursos que son relevantes para una empresa tienen que ser automáticamente descubiertos y controlados a través de su ciclo de vida completo (gestión del portfolio de IT)

Pero esto no es suficiente para que las empresas puedan gestionar con eficacia la amplia infraestructura de IT existente: los sistemas están en constante crecimiento de tamaño y complejidad, lo que a su vez requiere de equipos costosos, compras y actualizaciones de software. Es más, los requisitos de licenciamiento en relación al uso de software son cada vez más confusos.

En consecuencia, esto aumenta las exigencias para gestionar de manera fiable los activos e inventarios de IT. Tomando en cuenta las alineaciones de ITIL se puede ver casi de inmediato que las distintas fases del ciclo de vida y los distintos procesos están muy relacionados los unos con los otros, pero cuando uno profundiza un poco más en ellos, esta relación y dependencia es aún mayor de lo que en principio podría parecer. Cuando entendemos la importancia y el impacto que la CMDB tiene en todos los procesos de negocio, nos puede asustar ya que se relacionan de la siguiente forma:

 

  • Gestión de Cambios – Una correcta gestión de cambios no es posible sin antes consultar nuestra CMDB.
  • Gestión de la Disponibilidad – Nadie mejor que la CMDB para ayudar a calcular la disponibilidad de los servicios en función de la disponibilidad real de los CI’s que se utilizan para su prestación.
  • Gestión de la Capacidad – La CMDB nos podrá mostrar de manera gráfica con qué infraestructura contamos, e integrándola con un sistema de monitorización, ayudar a mostrar de manera gráfica la capacidad real con la que contamos para prestar los servicios.
  • Gestión de la Continuidad – Si hay que realizar una estrategia de reducción de riesgos, ¿qué mejor que revisar la CMDB para analizar impactos ante la caída de ciertos elementos de la infraestructura, o para detectar puntos únicos de conflicto?

Concluyendo, podemos definir que pocos procesos se podrán implementar de manera completa si no contamos con una buena CMDB. Es por eso, que es la célula madre de la gestión de procesos ya que sin ella sería posible la comunicación entre cada uno de ellos.

Abusar de los accesos sigue siendo un riesgo de se...
3 prácticas para garantizar la agilidad de tu serv...

Artículos relacionados

Suscríbete al Blog